Seduciendo al paladar joven

foto-de-familia-en-el-patio-del-consejo-regulador

23 alumnos del Grado de Enología, pertenecientes a la Escuela Técnica Superior  de Ingenierías Agrarias de Palencia, adscrita a  la Universidad de Valladolid, se interesan por La Mancha y sus vinos. En colaboración con la empresa Agrovin, visitaron la sede del Consejo Regulador donde pudieron conocer mejor sus instalaciones, acercarse al nuevo Centro de  Interpretación del Vino y sobretodo, catar sus vinos, sin duda, lo más interesante para todos ellos.

Comenzaron catando un blanco airén, como uva mayoritaria más representativa en La Mancha, para llevarse a la boca, después, un blanco 2016 de la variedad viognier, como reflejo más significativo del amplio espectro varietal con diferentes tendencias de vinos elaborados por las bodegas manchegas.

 

Sendos tintos jóvenes de la añada 2015 y 2016, junto a un crianza 2013, también variedad tempranillo completaron la cata donde los jóvenes universitarios demostraron un grato interés, buena curiosidad académica y lo más importante, una afición y una pasión por el mundo del vino, poco habitual en esas edades.

los-alumnos-catan-un-tinto-joven

Construyendo los cimientos

Aunque las últimos datos, aportados desde el Observatorio Español del Mercado del Vino apuntan hacia una leve recuperación en las tendencias del consumo de vino. Sigue siendo vital apuntalar los cimientos de los futuros consumidores, especialmente de aquel segmento de población joven, indeciso y mayor de edad, que en poco más de una década se iniciará en los hábitos y pautas sociales que rodean al consumo de vino (pareja y trabajo estables,  emancipación de la vivienda familiar, encuentros sociales, turismo, etc)

Más importante, si cabe, es acercar el vino desde una óptica normal, con naturalidad, incluso cercano a los ámbitos lúdicos y divertidos, convirtiendo al vino y su cata, en un juego, en definitiva. Esa ha sido la formula aplicada con éxito reciente en ámbitos educativos, siempre desde las pautas de la moderación y el consumo responsable, mostrando al vino como elemento catalizador de unas tradiciones y una idiosincrasia, profundamente arraigadas en las raíces culturales de nuestros ancestros, y más aún, de la propia civilización grecolatina, de lo que somos deudores.

 

Vino y Universidad

En estrecha colaboración con la UCLM y también la Complutense, el Consejo Regulador no ha dudado en entrar en las aulas universitarias para convertir al vino en materia optativa (al menos) de formación, para por un lado, abrir nuevas puertas a las diferentes oportunidades profesionales que se abren en el sector del vino (enología, comunicación, redes comerciales, etc) y por otro acercar al vino desmitificando sus clichés que tanto le han alejado de su consumo, sofisticado y mayor.

Público joven en las aulas de la Universidad

Ponencias, mesas redondas, catas comentadas y divertidos talleres prácticos volverán a redondear el programa de las III Jornadas de la Difusión de la Cultura del vino,  los días 18 y 19 de mayo, en la Facultad de Ciencias de la Información, en la UCM.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *