Tapa de pescaíto
Tapa de pescaíto

 

– ¡Ponga un viníto! y si es de La Mancha mejor oiga!

– ¿una tapíta de Pestaíto?

– ¡Venga!

Y el crujiente pescado frito aparece en escena, con su sabor y textura de toda la vida, que solo es mejorable si el acompañante tiene grata conversación y si el humo de los fumadores consentidos no estropea el momento. En el tema de los maridajes oí de todo, que si aromas, luces, bebidas de todo tipo… pero creo que una copa de vino blanco joven de la D.O. La Mancha puede ser la oferta más considerable, si acaso también un espumoso extra brut a partir de Airén, Macabeo o ambas, que con sus burbujas limpia el paladar de los restos de aceite de la fritura, que con su acidez sabrosa resalta el sabor del pescaíto, y que refresca el alma del que lo bebe, normal, es de La Mancha.

Gastronómicamente vuestro

Salud y ¡mucha Mancha!

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here