Se forman durante un año estudiando en España, gracias a la Fundación IES   y suponen la futura  vanguardia intelectual de EE.UU. Universitarios procedentes de diferentes puntos de Estados Unidos que durante año, no solo conocen mejor los planes de estudio españoles, también se sumergen en las tradiciones del país que visitan, a través de un programa de inmersión cultural, visitando diferentes rincones de la geografía española. Recientemente, les tocó visitar La Mancha, y lo cierto es que quedaron encantados con su gente, sus vinos y sus paisajes. Para muchos de ellos, un viaje “inolvidable, en el que nos hemos sentido muy bien”.

Primero visitaron las instalaciones de la Bodega Almazara  ‘Virgen de las Viñas’ de Tomelloso, quedando impresionados con las instalaciones de la mayor cooperativa vinícola de Europa, para después asistir a una cata didáctica en la sede del propio Consejo Regulador. Allí, degustaron un blanco airén además de un rosado y un tinto joven que despertaron el interés por el vino de los jóvenes paladares estadounidenses.

Después, participaron en una comida con un menú tradicional manchego probando sus vianda más conocidas que hicieron las delicias en el restaurante de Las Musas, para visitar  después el interior de un molino de viento. La sorpresa fue completa cuando pudieron conocer in situ las piezas de un molino tradicional del siglo XVI. Muchos de estos alumnos son estudiantes de la lengua española, que han leído el Quijote; para ellos fue un experiencia única poder ver de cerca los mismos gigantes de aspas con los que se batiera en duelo el más universal de los caballeros.

 

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here