Una de las novedades que más nos han gustado de la XXV Edición del Salón de Gourmets que se clausuró ayer en Madrid son las Anchodinas, una semiconserva de pescado que se podría definir como mitad anchoa y mitad sardina. ¿A qué amante del pescado no le llama la atención?

Dan lo que prometen. Las anchodinas han sido elaboradas por Kiele. Esta empresa castellano manchega se encuentra en la localidad manchega de Socuélllamos, en Ciudad Real.

Anchodina, buena amiga de la sal

Para lo que se estén preguntando que es exactamente, son lomos de sardinas que se conservan de forma similar que las anchoas en salazón. A estos lomos de sardina se les quita la piel y las espinas, se limpian a mano una a una, se sazonan y se dejan secar durante unos días conservándose en aceite.

anchodina-con-pimientosAl paladar, la Anchodina es más suave y carnosa que la anchoa, pero con un toque salado que la recuerda. Un producto sin gluten y con Omega 3 ideal para crear ensaladas diferentes y novedosos aperitivos.

Vino blanco: una buena opción de maridaje

El salazón de las anchoas encuentra su compatibilidad con el vino blanco joven, se complementan y muestran combinados todo un mundo a tu paladar.

Sírvelo en chianti

Recuerda que elegir la copa también es importante. En esta ocasión recomendamos servir el vino en una copa chianti, ya que es la ideal para el vino blanco. No siras más de un cuarto de copa. Así evitarás que se caliente.

Para hacer de esta una experiencia gastronómica completa, el vino blanco debe estar entre los 6ºC y 8ºC. El frío conserva mejor su esencia.

La empresa Kiele, a parte de comercializar esta origina y curiosa conserva, también manufactura, entre otros productos, Sardinas a la toledana, con el típico “moje manchego” a base de tomate natural y aceite de oliva, o los Atunkitos, un aperitivo elaborado con una deliciosa combinación de atún y queso manchego.

No te olvides de maridar sus productos con vinos D.O La Mancha.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here