La Mancha es lider de cultuvo de vid ecológico en 2020

En pleno siglo XXI, la necesidad de trabajar por un futuro en verde se hace, cada vez, más apremiante. De hecho, en sectores tan importantes como el agroalimentario, el cambio no es solo una razón necesaria para asegurar la pervivencia del sector, sino por ética y raciocinio. De esta manera, instituciones como la Denominación de Origen La Mancha, en general, y sus viticultores y bodegas, en particular, forman parte del cambio en positivo. Además, las particularidades de su terroir son perfectas para el cultivo ecológico.

Además de que el viñedo en La Mancha nunca ha representado un enemigo para su ecosistema, al contrario, cada vez son más las propuestas y herramientas que se están llevando a cabo en pos de la sostenibilidad. Impacto ambiental mínimo, economía circular, reducción de la huella de carbono y apuesta por la viticultura ecológica son calificativos que representan la filosofía de los vinos con Denominación de Origen La Mancha.

La Mancha, el lugar idóneo para el viñedo ecológico

La Mancha, un ligar ideal para el cultivo ecológico y sostenible de la vid

Una viticultura sostenible en la que se respeten los ciclos de la naturaleza, sin intervención humana, es clave para describir el funcionamiento de sector vitivinícola en la comarca de La Mancha. De hecho, es la región a la que pertenece esta zona de cultivo, Castilla-La Mancha, la que cuenta con mayor superficie de viñedo ecológico. Con más de 62.000 ha en 2020, no para de crecer.

Los vinos de La mancha cuentan con una gran variedad de vinos ecológicos y veganos

Se pone así de manifiesto la apuesta de sus viticultores y bodegas por elaborar productos respetuosos con el medio ambiente. Cabe destacar que las características del terroir manchego ayudan muy significativamente a fomentar el cultivo ecológico. Por ejemplo, la ausencia de humedad ambiental; también, las más de 3.000 horas del sol que cada año bañan las vides, actúan como grandes protectores ante posibles enfermedades.

Bodegas que apuestan por energías renovables y la reducción de la huella de carbono

Vinos de La Mancha

Siguiendo la estela de las numerosas horas de sol de las que goza La Mancha, muchas de sus bodegas han apostado por la utilización de energías renovables, como la instalación de placas solares autosuficientes. Un fortalecimiento de su compromiso por la sostenibilidad que también se refleja en la máxima reducción de los vertidos contaminantes. Es más, muchas han optado por trabajar conjuntamente con la propia naturaleza; por ejemplo, a través de bacterias aeróbicas para eliminar lo sobrante de las aguas residuales.

Muchos vinos de La Mancha cuentan con certificados acreditados, como SHC (cultivos ecológicos) y EPD VERIFIED (Declaración ambiental de producto)

Como resultado de la utilización de energías renovables y autosuficientes, la reducción de la huella de carbono (emisiones de CO2) es cada vez más notable. Un gran paso para lograr un futuro más próspero y sostenible; al mismo, se suma la cada vez más creciente apuesta por la calidad ambiental, a través de la denominada como economía circular. A través de ella, pretenden mejorar la competitividad y el I+D+i apostando por el respeto, sostenibilidad y eficiencia medioambiental.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here