Copa de vino tinto y literatura en típico paisaje manchego

En el mundo del vino no todo vale y es algo que tienen muy en cuenta en la Denominación de Origen La Mancha. Sus vinos son producto del mimo y la pasión con el que el viticultor cuida sus campos durante todo el año; la experiencia y el buen hacer de sus enólogos y bodegueros; así como la búsqueda de la perfección de su Consejo Regulador.

Una trazabilidad que se refleja en cada copa de sus vinos; una crianza con tanto cariño que (disculpad la redundancia) se saborea, por ejemplo, en sus vinos Crianza. Aunque en su mayoría tintos, por aquello de que son variedades más aptas para envejecer y evolucionar, La Mancha también cuenta con vinos blancos crianza gratamente sorprendentes.

Los vinos crianza de La Mancha, el sabor de una perfecta evolución, en cada sorbo

En La Mancha los enólogos realizan controles constantes para garantizar la calidad de los vinos
En La Mancha los enólogos realizan controles constantes para garantizar la calidad de los vinos

Para considerar un vino como Crianza, debe haber pasado por un envejecimiento natural de dos años; al menos, 6 meses de ese periodo, en barricas de roble. Durante todo ese proceso, las bodegas de La Mancha supervisan cada detalle, para que elementos como la temperatura, luz y humedad, estén perfectamente controlados  para que el vino evolucione positivamente.

los vinos Crianza de la mancha son reconocibles por su etiqueta de color granate

Optar por catar un vino de La Mancha es deleitarse con los mejores sabores de una tierra ligada, desde tiempos pretéritos, a la vitivinicultura. Son vinos preparados para brillar en cualquier celebración, destacando sus múltiples variedades perfectamente capacitadas para ofrecer productos sorprendentes.

Las variedades más destinadas a vinos Crianza

Contraetiqueta vinos crianza DO La Mancha

Entre ellas, sobresale la variedad Tempranillo, no solo como reina de las tintas en La Mancha, sino por su capacidad de ofrecer vinos de una calidad superior, tanto en su juventud, como en su envejecimiento. También son muy populares otras variedades como la Syrah, Merlot o Cabernet Sauvignon.

La D.O. La MANCHA CUENTA CON VINOS Crianza elaborados a partir de su uva blanca más representativa: la airén

Asimismo, es muy común en La Mancha encontrar vinos Crianza coupages, con los que sus bodegas aprovechan las mejores aptitudes de cada variedad creando vinos únicos. Los amantes del vino blanco también pueden encontrar auténticas joyas Crianza. Incluso, los enormes avances tecnológicos, han dado como resultado vinos Crianzas elaborados a partir de la variedad Airén, los cuales no dejan indiferente a nadie.

Los mejores maridajes de vinos Crianza

Huevo con patatas jamón setas y trufa, un maridaje ideal para vinos Crianza de La Mancha
Huevo con patatas jamón setas y trufa, un maridaje ideal para vinos Crianza de La Mancha

Aunque cada vino de la Denominación de Origen La Mancha cuenta con sus particulares aptitudes, generalmente, son vinos que destacan por sus elegantes y complejos aromas a fruta madura; también, con sutiles notas especiadas. En boca, suelen destacar por su perfecto equilibrio, con largo postgusto y excelente final.

Los vinos crianza maridan a la perfección con platos de sabores contundentes

Muchas personas guardan sus vinos Crianza para celebraciones especiales. Sin embargo, siempre es un buen momento para descorchar y disfrutar de un inigualable crianza manchego. Por ejemplo, aprovechar una comida con amigos, familia o pareja, disfrutando de carnes rojas, tanto a la brasa como a la plancha. Incluso con asados de carne de caza, estofados, huevos y quesos de sabores intensos.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here